sábado, 1 de abril de 2017

El Timbeke se muda para las redes sociales. Búscame en Facebook

Hola amigos. Unas breves líneas para anunciar que este Timbeke su muda para las redes sociales.
Búscanos aquí... https://www.facebook.com/Eltimbeke/?ref=aymt_homepage_panel




Allí estaremos con comentarios y noticias de la aldea global. Y aquí queda este espacio como archivos.

Mi agradecimiento a todos los que nos han visitado. Siguen siendo bienvenidos.

miércoles, 1 de marzo de 2017

El Profesor y el Profeta



Estos textos que El Timbeke reproduce hoy fueron escritos por el profesor Luis Aguilar León (1925-2008) con quien tuve la dicha y el honor de compartir sus experiencias como periodista y deleitarme con sus conocimientos de historia.

Profesor durante años de esa disciplina en la Universidad de Georgetown, D.C, Lundy ejerció también como periodista y sus artículos engalanaron las páginas, entre otros, del diario El Nuevo Herald, donde fue director de la Sección de Opiniones.



En Televisión y Radio Martí, participé junto a Lundy y a la colega Helen Aguirre, en el programa Actualidad Mundial, que él moderó hasta que le llegó el tiempo del descanso.

De Lundy se puede decir mucho, desde sus años de primaria compartidos con Fidel Castro en el Colegio Dolores, hasta la fina ironía que con destellos de filósofo supo incorporar a su prosa.

Esta brevísima introducción no pretende hacerle justicia a la extensa obra de Lundy, a sus enseñanzas ni a su calidad humana; El Timbeke solo la menciona precisamente como eso, una brevísima introducción, para atrapar en el ciberespacio dos textos esenciales del maestro y amigo, que sin duda servirán para iluminar los senderos de las nuevas generaciones.

Así escribió un día…

“No sé por qué, la imagen de Fidel Castro en su reciente viaje me trajo a la mente un encuentro que tuve en la Universidad de Georgetown cuando, hace un par de años, iba a hablar sobre la Revolución Cubana. Un pequeño grupo de latinoamericanos se me acercó y con un tonillo de irónica insolencia me anunciaron que venían a oír "lo que iba a decir de Fidel Castro un cubano contrarrevolucionario".

"Tal vez se sorprendan" les comenté. "Voy a iniciar mi charla afirmando que, a mi juicio, Fidel Castro es el líder más grande que ha dado la América Latina".
El pasmo esfumó las sonrisas.



"Respetando caracteres y nacionalidades", les añadí,"es posible afirmar que Bolívar, San Martín, Sucre y todos los "liberadores" de nuestro continente no le llegan al tobillo a Fidel".


"Oiga", atinó a decir uno de ellos,"tampoco hay que exagerar".

 "Pero yo no exagero", le dije "¿en definitiva que hizo Bolívar? Arrastrándose hacia el exilio, enfermo y lacerado, él mismo hizo la confesión, había "arado en el mar".

¿Y San Martín?, exiliarse en Francia y negarse a volver jamás a la Argentina. ¿Y los demás?. Los demás fragmentaron el continente creando repúblicas sin ciudadanos y constituciones que terminaban siendo pasto para los caballos de los caudillos. Y, al final, todos esos caudillos de resonantes títulos, "El Supremo", "El Benefactor", fueron mas efímeros que el polvo que dispersa el viento en las desérticas faldas de los Andes."

El grupo desplegó crecientes síntomas de indignación, pero no les di oportunidad de protesta.

"En cambio", proseguí, "¿que ha hecho Fidel?. Fidel ha hecho de todo. Y en todo ha recibido aplauso. Y todavía está ahí en el poder. 

Fidel estremeció a Latinoamérica con sus guerrillas y obligó a todos los países a sacrificar tiempo, dinero y vidas, y cuarenta años más tarde presidentes y pueblos lo tratan con respeto. Desafió al norte y quiso aniquilarlo con la cohetería soviética; y cuando ahora lo visita, las cadenas de televisión se derriten bajo su encanto. Cerró los colegios católicos, expulsó a curas y monjas, arrestó a muchos sacerdotes, impuso el ateismo como la única verdad; y cuando va a Roma ni un índice se alzó acusadoramente. Ha insultado múltiples veces a la Organización de Estados Americanos; y la organización clama por su presencia". 



"Recuerden que Fidel lanzó la única expedición militar que ha salido de la América Latina. Sus tropas llegaron a Angola y a Etiopía, y si no es porque a los soviéticos les temblaron las rodillas y algunos pueblos africanos, como el de Eritrea, no entendieron su mensaje, Fidel hubiera ocupado el trono milenario de Haile Selassie. ¿Se puede ir más lejos partiendo de Birán, en Oriente, Cuba.?"


"Si hubiera podido aplicar sus planes, Fidel hubiera revolucionado a México barriendo la costra corrompida del PRI y eliminado ese jugar a ser izquierda en el exterior y ser todo derecha en el interior. Desde luego, su victoria hubiera evaporado todas las libertades "burguesas" y hubiera extendido sobre México la vieja miseria de los campesinos de Chiapas."

"Según él mismo confesó una vez, en España, donde es tan popular, Fidel hubiera aplastado en diez días a los separatistas vascos y catalanes; establecido una Inquisición atea y, en caso de encontrar resistencia, se hubiera proclamado Califa y llamado a sus amigos árabes para que restablecieran el orden en España." 

"Tales cosas no pudo hacer porque le fallaron los pueblos. En Colombia , por ejemplo, donde las montañas son más altas que en Cuba , un cura siguió el ejemplo de Fidel y se alzó en armas. Seis meses más tarde cayó baleado. En Bolivia , los campesinos se mostraron sordos a las llamadas del Ché. En casi todas partes sus guerrillas fueron derrotadas. Y aún el pueblo ruso se sacudió de encima el poder comunista."

"¿Y Uds. saben por qué Fidel ha llegado tan lejos?".

Los estudiantes seguían ceñudos y silenciosos. 

"Porque Fidel se ha mantenido leal a sus convicciones y no altera ni una coma de ellas. Como Calvino, Fidel cree firmemente que los hombres están volcados hacia el mal, que el odio es más fuerte que el amor, que la envidia aplasta a los que quieren distinguirse, y que el miedo es el más calmante de todos los sentimientos humanos."

"Por eso, mientras otros líderes apelan al sentimiento, Fidel apela al resentimiento. Sus palabras sobre los pobres son siempre un pretexto para fomentar el odio a los que no son pobres. Él, que ni sabe ni puede eliminar la miseria,pero sí puede hacer igualmente miserable a todo el pueblo. Su solución no es mejorar a los que nada tienen sino quitarle todo a los que tienen algo.

Así impuso en Cuba la socialización de la miseria y la igualdad del hambre. Lo cual tiende a eliminar la envidia. De ahí su negativa a hacer reformas y sus esfuerzos por mantener a los cubanos alejados de los centros turísticos para extranjeros, para que no caigan en la horrible tentación de esforzarse en mejorar sus vidas. 

Así concluí y me quedé esperando por algún comentario o pregunta. Pero los tipos se miraron entre sí, hicieron gestos negativos y se fueron musitando discusiones.

Y ninguno asistió a mi clase.

EL PROFETA HABLA DE LOS CUBANOS
Este es, sin duda, el artículo más popular que he escrito en mi vida. Con risueña sorpresa ha llegado a mis manos traducido al inglés, reproducido en revistas y aun citado en un sesudo tratado de Sociología. Pero también lo he visto circular mutilado y, grande villanía, anónimo o con nombres extraños. Para remediar tales agravios, lo reproduzco en su forma original y definitiva.
 
Desde una roca en el puerto, El Profeta contemplaba la blanca vela de la nave que a su tierra había de llevarlo. Una mezcla de tristeza y alegría inundaba su alma. Por nueve años sus sabias y amorosas palabras se habían derramado sobre la población. Su amor lo ataba a esa gente. Pero el deber lo llamaba a su patria. Había llegado la hora de partir. Atenuaba su melancolía pensando que sus perdurables consejos llenarían el vacío de su ausencia.

Entonces un político de Elmira se le acercó y le dijo: Maestro, háblanos de los cubanos. El Profeta recogió en un puño su alba túnica y dijo:



“Los cubanos están entre vosotros, pero no son de vosotros. No intentéis conocerlos porque su alma vive en el mundo impenetrable del dualismo. Los cubanos beben de una misma copa la alegría y la amargura. Hacen música de su llanto y se ríen con su música. Los cubanos toman en serio los chistes y hacen de todo lo serio un chiste. Y ellos mismos no se conocen.

“Nunca subestiméis a los cubanos. El brazo derecho de San Pedro es cubano, y el mejor consejero del Diablo es también cubano. Cuba no ha dado ni un santo ni un hereje. Pero los cubanos santifican entre los heréticos, y heretizan entre los santos. Su espíritu es universal e irreverente. Los cubanos creen simultáneamente en el Dios de los católicos, en Changó, en la charada y en los horóscopos. Tratan a los dioses de tú y se burlan de los ritos religiosos. Dicen que no creen en nadie, y creen en todo. Y ni renuncian a sus ilusiones, ni aprenden de las desilusiones.


“No discutáis con ellos jamás. Los cubanos nacen con sabiduría inmanente. No necesitan leer, todo lo saben. No necesitan viajar, todo lo han visto. Los cubanos son el pueblo elegido... de ellos mismos. Y se pasean entre los demás pueblos como el espíritu se pasea sobre las aguas.

“Los cubanos se caracterizan individualmente por su simpatía e inteligencia, y en grupo por su gritería y apasionamiento. Cada uno de ellos lleva la chispa del genio, y los genios no se llevan bien entre sí. De aquí que reunir a los cubanos es fácil, unirlos imposible. Un cubano es capaz de lograr todo en este mundo menos el aplauso de otros cubanos.



“No les habléis de lógica. La lógica implica razonamiento y mesura, y los cubanos son hiperbólicos y desmesurados. Si os invitan a un restaurante, os invitan a comer no al mejor restaurante del pueblo, sino ‘al mejor restaurante del mundo’. Cuando discuten, no dicen ‘no estoy de acuerdo con usted’, dicen ‘usted está completa y totalmente equivocado’.

“Tienen una tendencia antropofágica. ‘Se la comió’ es una expresión de admiración; ‘comerse un cable’, señal de situación crítica, y llamarle a alguien ‘comedor de excrementos’ es su más usual y lacerante insulto. Tienen voluntad piromaniaca: ‘ser la candela’ es ser cumbre. Y aman tanto la contradicción que llaman a las mujeres hermosas ‘monstruos’ y a los eruditos ‘bárbaros’; y cuando se les pide un favor no dicen ‘sí’ o ‘no’, sino que dicen ‘sí, como que no’.

“Los cubanos intuyen las soluciones aun antes de conocer los problemas. De ahí que para ellos ‘nunca hay problema’. Y se sienten tan grandes que a todo el mundo le dicen ‘chico’. Pero ellos no se achican ante nadie. Si se les lleva al estudio de un famoso pintor, se limitan a comentar: ‘a mí no me dio por pintar’. Y van a los médicos no a preguntarles, sino a decirles lo que tienen.

“Usan los diminutivos con ternura, pero también con voluntad de reducir al prójimo. Piden un favorcito; ofrecen una tacita de café; visitan por un ratico, y de los postres sólo aceptan un pedacitico. Pero también a quien se compra una mansión le celebran la casita que adquirió, o el carrito que tiene a quien se compró un coche de lujo.

“Cuando visité su isla me admiraba su sabiduría instantánea y colectiva. Cualquier cubano se consideraba capaz de liquidar al comunismo o al capitalismo, enderezar a la América Latina, erradicar el hambre en África y ayudar a los Estados Unidos a ser una potencia mundial. Y se asombran de que las demás gentes no comprendan cuán sencillas y evidentes son sus fórmulas. Así, viven entre ustedes, y no acaban de entender por qué ustedes no hablan como ellos”.



Había llegado la nave al muelle. Alrededor del Profeta se arremolinaba la multitud transida de dolor. El Profeta tornose hacia ella como queriendo hablar, pero la emoción le ahogaba la voz. Hubo un largo minuto de conmovido silencio. Entonces se oyó la imprecación del timonel de la nave: “Decídase, mi hermano, dese un sabanaso y súbase ya, que ando con el schedul retrasao”.

El Profeta se volvió hacia la multitud, hizo un gesto de resignación y lentamente abordó la cubierta. Acto seguido, el timonel cubano puso proa al horizonte.



jueves, 16 de febrero de 2017

Secretos del seboruco funerarius del dictador FC.


El seboruco funerario que guarda las cenizas del dictador FC, esconde todavía algunos secretos que la prensa oficial no ha revelado. Agrego, para ser justo, que tampoco lo han revelado los periodistas extranjeros acreditados e instalados en La Habana.
No son secretos de Estado pero tal parece que lo fueran. Estoy seguro que tanto los oficialistas, como los corresponsales extranjeros, tienen sobrada imaginación periodística para buscar algunas respuestas que todavía no se han dado en torno a ese pedrusco mortuorio.
¿Por qué no lo han hecho? No me corresponde la respuesta.
 
 

Por lo pronto la propaganda del régimen está de plácemes, con el panteón del héroe y su acogida popular. Hace apenas unos días el órgano oficial del Partido Comunista de Cuba, aseguraba que 150 mil personas habían visitado el seboruco desde que fue abierto al público el lugar hace dos meses.

Lo dijo Granma, lo repitieron a coro sus réplicas provinciales y hasta lo difundieron algunas agencias internacionales, que más tarde fueron replicadas a su vez en varios medios de prensa. Todo un éxito de propaganda.

Para mí, que soy muy suspicaz y descreído algo no está muy claro, al parecer, digo.
Una simple operación aritmética me revela que esa cifra de 150 mil visitantes en 60 días supone una cola de 2,500 personas diarias entrando el cementerio de Santa Ifigenia. Vaya que esa cola, no es un güame, como diría un boricua.
De que esa cola se nota, se nota, en una ciudad como Santiago de Cuba…No veo por ahí ninguna foto. Sólo la de algunos miembros de la Dirección de Propaganda del PCC que fueron a rendir una visita patriótico-turística al lugar la pasada semana y que recoge el semanario digital Ahora, vocero comunista de la provincia de Holguín. (Les regalo el link porque es un deleite ver a los turipropagandistas visitando la hacienda de los Castro convertida en museo...)
Según Granma de ese gran total de visitantes 35,000 fueron turistas extranjeros y el resto cubanos. Veamos. La ciudad de Santiago de Cuba tiene una población de 750,528 habitantes y 305,827 más viven en las zonas rurales de la provincia.
Debo asumir que la mayoría de los cubanos que visitan el seboruco son santiagueros, dadas las pésimas condiciones del transporte en Cuba. Asumo que los visitantes son mayores de 10 años y menores de 75…Estamos hablando de 433 mil personas en número redondos, según las estadísticas oficiales. Entonces, según Granma la tercera parte de los santiagueros ya visitaron la piedra de FC.  Está fuerte…

En fin, dejemos la Aritmética aparte. Aquí dejo algunas preguntas en torno al seboruco funerario del dictador que están sin respuesta.

¿Quién diseño ese “mausoleo”? ¿Fue consultado y aprobado por el usuario?

¿Quiénes lo construyeron, durante cuánto tiempo, cómo se mantuvo en secreto su construcción? ¿Cuánto costó al Estado y cuánto cuesta mantener esa guardia permanente?

Dicen que el pedrusco fue traído directamente desde la Sierra Maestra. Pregunto. ¿Por qué fue escogido ese pedrusco en particular? ¿Hay alguna anécdota en especial relacionada con el seboruco en cuestión?

Pienso que para las decenas de miles de personas que han llorado tan profusamente la muerte del dictador, esas respuestas serían interesantes. Forman parte de su historia, de su mito. Le servirían quizás de consuelo, en compensación por semejante pérdida.

Para el resto de los mortales, como yo, es una curiosidad periodística que, en cualquier otro lugar del mundo, ya hace rato estaría satisfecha por los profesionales del ramo. Los periodistas que no padecen la censura de la dictadura ni la autocensura del acomodamiento ya habrían escrito esa historia.

Por lo pronto quedan estas preguntas como tarea pendiente. Quien sabe, a lo mejor y nos sorprenden con respuestas transparentes…

 

 

 

 

martes, 24 de enero de 2017

Visa de Estados Unidos para emprendedores extranjeros

Un nuevo camino para que los empresarios extranjeros puedan llegar a Estados Unidos empezará a regir desde el próximo mes de julio.
Con la llamada Ley Internacional de Emprendedores, los extranjeros podrán aplicar muy pronto por un “estatus provisional” para estar en Estados Unidos y crear empresas emergentes en el país.

Ese estatus es otorgado típicamente a individuos que necesitan una visa para trabajar en temas humanitarios o en asuntos médicos, pero a partir del 17 de julio le será otorgado también a emprendedores calificados.



El Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (USCIS por sus siglas en inglés) terminó las reglas este martes y las publicó en el Registro Federal.
Es una alternativa creativa a una visa de emprendimiento, que fue sólo uno de los componentes del proyecto de ley de reforma migratoria de 2013.

En noviembre de 2014 el presidente Barack Obama prometió hacer el proceso “más fácil y más rápido” para que los emprendedores trabajaran en Estados Unidos. Aunque países como Canadá ya han implementado cambios a la visa para los empresarios, el sistema de Estados Unidos ha sido notoriamente difícilmente de navegar.

La H-1B —la visa más popular para trabajadores altamente calificados— requiere que los extranjeros muestren que pueden ser contratados, despedidos, pagados y controlados por un empleador. Esos requerimientos hacen que el proceso de crear una compañía sea muy difícil. Algunos eligen empezar su negocio en otra parte.

La nueva legislación indica que los emprendedores deben mostrar que sus jóvenes compañías —de no más de cinco años de creación— tienen el potencial de tener un “rápido crecimiento" y crear empleos, por medio de subvenciones gubernamentales de al menos 100.000 dólares o financiación de al menos 250.000 dólares de un inversor calificado. Esta regla explícitamente elimina que los pequeños negocios sean tomados en consideración.



Otros requerimientos incluyen la habilidad de operar legalmente en el país y que los fundadores deben ser dueños de un mínimo del 10% de la compañía en el momento de la aplicación.

El estatus dura dos años y medio y puede ser renovado por otros dos años y medio. También puede ser revocado en cualquier momento si se cree que la compañía no está beneficiando más al público.
El gobierno espera cerca de 2.940 aplicaciones por año. La aceptación será determinada según el caso. Actualmente, el USCIS aprueba cerca del 25% de requerimientos de estatus provisionales, cerca de 1.200 al año.

No se sabe si esta legislación permanecerá con el nuevo gobierno de Donald Trump.

“Una ley como esta puede ser tumbada con otra ley”, escribió la abogada de inmigración Tahmina Watson en una publicación en su blog.

(Con información publicado en el sitio web de CNN)

viernes, 20 de enero de 2017

Discurso inaugural de Donald J Trump como presidente de Estados Unidos

Este es el discurso completo que Donald Trump dio tras prestar juramento como el presidente 45 de Estados Unidos.

“Presidente de la Corte Suprema de Justicia (John) Roberts, presidente (Jimmy) Carter, presidente (Bill) Clinton, presidente (George W.) Bush, presidente (Barack) Obama, compatriotas y gente del mundo: gracias.
Nosotros, ciudadanos de Estados Unidos, nos hemos unido ahora en un gran esfuerzo nacional para reconstruir a nuestro país y para restaurar su promesa para todo nuestro pueblo.
Juntos, definiremos el rumbo de Estados Unidos y del mundo en los años que vendrán. Enfrentaremos retos. Afrontaremos dificultades. Pero haremos el trabajo.
Cada cuatro años, nos reunimos en estos escalones para realizar una transferencia pacífica y ordenada del poder, y estamos agradecidos con el presidente Obama y con la primera dama Michelle Obama por su amable ayuda durante esta transición. Han sido magníficos.
La ceremonia de hoy, sin embargo, tiene un significado muy especial. Porque hoy no solamente estamos transfiriendo el poder de un gobierno a otro, o de un partido a otro, estamos transfiriendo el poder de Washington para devolvérselo a ustedes, ciudadanos estadounidenses.



Por mucho tiempo, un pequeño grupo en la capital de nuestra nación se ha beneficiado de las recompensas del gobierno, mientras la gente ha asumido el costo. Washington floreció, pero la gente no compartió esa riqueza. Los políticos prosperaron, pero se perdieron trabajos y las empresas cerraron. El establecimiento se protegió a sí mismo, pero no a los ciudadanos de nuestro país.
Las victorias de ellos no fueron sus victorias; los triunfos de ellos no fueron sus triunfos; y mientras ellos celebraron en la capital de nuestra nación, las familias con dificultades económicas tenían poco que celebrar en todo nuestro país.
Todo eso cambia aquí mismo y ahora mismo, porque este momento es su momento: les pertenece a ustedes. Les pertenece a todos los que se reunieron hoy aquí y a todos los que lo ven a lo largo de Estados Unidos.
Este es su día. Esta es su celebración.
Y este, Estados Unidos de América, es su país.
Lo que de verdad importa no es qué partido controla nuestro gobierno, sino que nuestro gobierno sea controlado por la gente.
El 20 de enero del 2017 será recordado como el día en que el pueblo volvió a controlar esta nación.
Los hombres y mujeres olvidados de nuestro país ya no serán olvidados. Todo el mundo los escucha ahora. Ustedes vinieron por decenas de millones de personas para ser parte de un movimiento histórico que el mundo nunca ha visto.
En el centro de ese movimiento hay una creencia fundamental: que una nación existe para servirles a sus ciudadanos.
Los estadounidenses quieren grandes escuelas para sus hijos, barrios seguros para sus familias y buenos trabajos para ellos mismos. Son las demandas justas y razonables de personas rectas.
Pero para muchos de nuestros ciudadanos existe una realidad diferente: madres e hijos atrapados en la pobreza en nuestros centros urbanos; empresas oxidadas y dispersas como lápidas en todo el territorio nacional; un sistema educativo lleno de dinero, pero que priva a nuestros bellos y jóvenes estudiantes del conocimiento, y el crimen, las pandillas y las drogas que han robado muchas vidas y le han arrebatado a nuestro país un enorme potencial.
Esta masacre estadounidense se detiene aquí mismo y ahora mismo.
Somos una nación y su dolor es nuestro dolor. Sus sueños son nuestros sueños y sus éxitos serán nuestros éxitos. Compartimos un corazón, un hogar y un destino glorioso.



El juramento que presté hoy es un juramento de obediencia a todos los estadounidenses.
Por muchas décadas hemos enriquecido a la industria extranjera a expensas de la industria estadounidense; subsidiado las armas de otros países, mientras permitíamos la reducción y el deterioro de nuestro ejército; defendimos las fronteras de otras naciones, mientras nos negamos a defender las nuestras, y gastamos billones de dólares en el exterior mientras la infraestructura de Estados Unidos se deterioró y cayó en mal estado.
Hicimos ricas a otras naciones mientras la riqueza, fortaleza y confianza de nuestro país desapareció del horizonte. Una a una, las empresas cerraron y dejaron nuestras costas, sin pensar en los millones y más millones de trabajadores estadounidenses que dejaron atrás.
La riqueza de nuestra clase media fue sacada de sus hogares y luego redistribuida a lo largo del mundo entero.
Pero ese es el pasado y ahora solo estamos mirando hacia el futuro. Estamos reunidos hoy aquí para expedir un nuevo decreto que debe ser escuchado en cada ciudad, en cada capital extranjera y en cada pasillo del poder. De hoy en adelante, una nueva visión gobernará nuestra tierra. Desde este momento, solo Estados Unidos será primero.
Cada decisión sobre comercio, impuestos, inmigración, relaciones exteriores, será tomada para beneficiar a los trabajadores estadounidenses y a las familias estadounidenses.
Debemos proteger nuestras fronteras de las devastaciones de otros países que hacen nuestros productos, roban a nuestras empresas y destruyen nuestros trabajos. La protección nos llevará a una gran prosperidad y fortaleza.
Lucharé por ustedes con cada respiración de mi cuerpo y nunca, nunca los dejaré caer.
Estados Unidos comenzará a ganar de nuevo, ganará como nunca antes lo ha hecho.
Recuperaremos nuestros trabajos. Recuperaremos nuestras fronteras. Recuperaremos nuestra riqueza. Y recuperaremos nuestros sueños.
Construiremos nuevas vías, y autopistas, y puentes, y aeropuertos, y túneles, y vías férreas a lo largo de nuestra maravillosa nación. Sacaremos a nuestra gente de la ayuda social y la regresaremos al trabajo, reconstruyendo nuestro país con manos estadounidenses y trabajadores estadounidenses.
Seguiremos dos reglas simples: compra estadounidense y contrata estadounidense.
Intentaremos ser amigos y mostrar buena voluntad con las naciones del mundo, pero lo haremos en el entendido de que todas las naciones tienen derecho a poner sus intereses primero.
No buscamos imponer nuestro estilo de vida a nadie, preferimos que brille como un ejemplo a seguir para todos.
Reforzaremos viejas alianzas y formaremos nuevas y uniremos al mundo civilizado contra el terrorismo radical islámico, que vamos a erradicar completamente de la faz de la tierra.
En la base de nuestras políticas seremos totalmente leales a los Estados Unidos de América, y a través de nuestra lealtad a nuestro país, redescubriremos nuestra lealtad con los demás.
Cuando abres tu corazón al patriotismo, no hay espacio para el prejuicio.
La Biblia nos dice: "Que bueno y agradable es cuando el pueblo de Dios vive unido".
Debemos hablar abiertamente, debatir nuestros desacuerdos honestamente, pero perseguir siempre la solidaridad. Cuando Estados Unidos está unido, Estados Unidos es totalmente imparable.
No debe haber miedo, estamos protegidos, y siempre estaremos protegidos. Estaremos protegidos por los hombres y mujeres grandiosos de nuestro ejército y por las fuerzas policiales y, más importante aún, estamos protegidos por Dios.
Finalmente, debemos pensar en grande y soñar con algo mucho más grande.
En Estados Unidos entendemos que una nación solo vive mientras se esfuerce.
No aceptaremos a políticos que solo hablen y no actúen, que se quejen constantemente pero nunca hagan nada al respecto. El tiempo de los mensajes vacíos llegó a su fin. Ahora llega la hora de la acción.
No permitan que nadie les diga que no puede llevarse a cabo. Ningún reto puede contra el corazón, el esfuerzo y el espíritu de Estados Unidos. No fracasaremos. Nuestro país crecerá y será próspero de nuevo.

Nos encontramos ante el nacimiento de un nuevo milenio, listos para descifrar los misterios del espacio, para liberar a la Tierra de las miserias de las enfermedades y para aprovechar las energías, industrias y tecnologías del mañana.
Un nuevo orgullo nacional nos va a guiar, hará que levantemos la mirada y curará nuestras divisiones. Es tiempo de recordar esa vieja sabiduría que nuestros soldados jamás olvidarán: que no importa si somos negros, cafés o blancos, todavía tenemos la misma sangre roja de los patriotas, todavía todos disfrutamos de las mismas libertades gloriosas y todos saludamos la misma y grandiosa bandera estadounidense.
Y si un niño nace en la expansión urbana de Detroit o en las llanuras azotadas por el viento de Nebraska, mirará el mismo cielo nocturno, llenará su corazón con los mismos sueños y respirará gracias al mismo Creador todopoderoso.
Así que a todos los estadounidenses, en cada ciudad cerca o lejos, pequeña o grande, de montaña a montaña y de océano a océano, aquí están palabras:
Nunca más serán ignorados.
Su voz, sus esperanzas y sus sueños definirán nuestro destino estadounidense. Y su coraje y bondad y amor nos guiará por siempre en el camino.
Juntos, haremos que Estados Unidos vuelva a ser fuerte.
Haremos que Estados Unidos vuelva a ser próspero.
Haremos que Estados Unidos vuelva a ser orgulloso.
Haremos que Estados Unidos vuelva a ser seguro de nuevo.
Y sí, juntos haremos que Estados Unidos sea grande de nuevo.
Gracias, Dios los bendiga y Dios bendiga a Estados Unidos".

(Tomado de CNN en español)

miércoles, 18 de enero de 2017

Verdades ocultas detrás del tapón migratorio de Obama


Todo parece indicar que Obama les ha jugado una mala pasada a los cubanos. Cerró la puerta a quienes han estado llegando a Estados Unidos en busca de mejores condiciones de vida. No más refugiados económicos, que escapan de un sistema político que no satisface sus necesidades.
Dicho así el asunto parece simple. No lo es. Todo lo contrario. La eliminación de la política “pies secos/pies mojados”, abre un nuevo e incierto escenario en el panorama político cubano. Es de suponer que ambos gobiernos tienen en cuenta sus repercusiones.
 
 
Las implicaciones legales de la normativa quedan a cargo de los especialistas. No es mi intención entrar en esos detalles. Tampoco quiero detenerme a analizar sus consideraciones éticas. Me interesa su repercusión política.
Ante todo vale la pena subrayar que se trata de la mayor repercusión interna que haya provocado en Cuba, un acontecimiento, desde la desaparición de la Unión Soviética. Ni la enfermedad y renuncia hace diez años de Fidel Castro y se reciente muerte han tenido las implicaciones de esta medida.
Varias preguntas se imponen en este caso. ¿Por qué la dictadura castrista parece tan complacida? ¿De verdad deseaba tanto detener ese flujo de cubanos al exterior? ¿Qué gana la dictadura con este tapón migratorio?
Lo cierto es que, de momento, pierde el aumento potencial de esa “fuerza de trabajo en el exterior”, en que se convirtió la emigración cubana de los últimos años.
Pierde millones de dólares que dejarán de fluir desde Estados Unidos hacia Cuba, en dinero en efectivo y bienes materiales. Pierde decenas de miles de cubanos que ya no vivirán en Estados Unidos para veranear en Cuba.
Dejemos que hablen las cifras. Un total de 341,841 cubanos entraron a Estados Unidos en los últimos tres años, según estadísticas de la Aduana y Protección Fronteriza de EEUU. La mayoría de ellos, dejaron atrás familia que mantener y con toda seguridad a quienes visitar tan pronto tuvieran en su poder la residencia estadounidense.
Todo eso se traduce en dólares. Desde una simple carga al celular, hasta el abastecimiento necesario para que los “emprendedores” en la isla puedan mantener sus negocios.
La emigración cubana a Estados Unidos ha sido tan beneficiosa para la dictadura, que cada año llegan a sus arcas dos mil millones de dólares en dinero contante y sonante, desde “las entrañas del monstruo”.
Hasta ahora esa cifra ha ido en aumento pero en lo adelante, ya no crecerá mucho más.
La eliminación del Programa de Refugio a los Médicos Cubanos, no compensará esa pérdida. La dictadura lo sabe. A fin de cuenta, los galenos cubanos que escapen de su trabajo en el extranjero, siempre podrán encontrar un espacio en el país donde se encuentre. Son profesionales y para ellos se abrirá alguna puerta, con mayor o menor dificultad.
Desde hace años el castrismo viene reclamando la eliminación de la Ley de Ajuste Cubano y la política de pies secos/pies mojados. Su principal alegato es que los privilegios que conlleva alientan la emigración ilegal. Los castristas claman que los cubanos abandonan el país por esa razón. Veremos que pasa ahora que ya no hay más problemas con los pies, ni secos ni mojados.
La Ley de Ajuste es harina de otro costal. Está ahí para facilitar refugio a los perseguidos políticos y parece que permanecerá por un largo tiempo. Además, los cubanos, como cualquier otro ciudadano del mundo, tienen siempre la opción de tocar las puertas de Estados Unidos, pidiendo asilo político, si de verdad lo necesitan.
Por ahora quedan flotando un para de interrogantes: ¿Se equivocó la dictadura al provocar el tapón migratorio? ¿A quien culpará ahora la dictadura de que los cubanos continúen escapando en busca de un mejor futuro? Porque, si de algo estoy seguro es que (parodiando a una vieja declaración del romanticismo revolucionario de los sesenta), “esa gran humanidad ha dicho basta, y ha echado a andar”.
Lástima que no decida liberar su tierra de malas hierbas para profundizar en ella sus raíces nacionales.